jueves, diciembre 15, 2011

¿Existe la Justicia?


Hace más de dos años que mi suegro fue vilmente asesinado por un conductor que de forma temeraria lo golpeó y le lastimó hasta que su vida se apagó por un desangramiento general, éste conductor además de golpear a otra persona y dejarla en el hospital por muchos días, golpeó muchos carros estacionados en la vía pública, éste sujeto indolente ha hecho todo lo que el dinero y un sistema débil pueden hacer: han jugado con el dolor de una familia y han ocupado al sistema mismo para burlarse, desde antes que el caso pasase a una etapa de valoración previa y ahora en la etapa de fondo ha sido los mismo: el abogado no llega, el imputado no llega, ambos se desaparecen, total una burla frontal a lo que la justicia significa o es que nuestro sistema realmente no sirve, o la justicia no existe, o simplemente es una mezcla de ambas, en lo particular no puedo desmerecer todo nuestro sistema de justicia, cada cita legal implica gastos: citar debidamente a los imputados porque ellos lo saben, o ausentarse con dolo, cada mes el juez es diferente por lo que hay que reenviarlo al próximo mes, el imputado sabiendo en su conciencia que mató a una persona sigue libre, este caso da pena porque nadie exceptuando la familia que vivimos este dolor sabemos de lo que es ver a alguien riéndose de nosotros los que llevamos en nuestra alma la muerte de un ser querido, o lo peor de todo sin posibilidad de observar que este caso pueda pasar a fondo a ser analizado, y finalmente darnos justicia, si es que a estas alturas alguien puede dárnosla de alguna forma.
¿La justicia existe? A veces en este caso me he planteado una seria duda, ver a esa persona cómo evade y juega con el sistema a su antojo, como ha logrado mantener el caso en el limbo sin posibilidades reales de poder enviarlo a fondo es casi una tragedia, es que nuestra ley 241 es demasiada débil, demasiada burocrática desde el punto de vista de las familias que vemos como una persona poderosa tenga que ser “imputado” cuando los hechos lo hacen realmente responsable de haber causado tanto dolor a tanta gente y suponer que en el fondo pueda salir con un veredicto de “inocente” cuando tenemos a una familia sin un padre, a unos hijos sin él, a una esposa sola, y pensar que ésta persona juega con el sistema desapareciéndose cada vez que tiene una cita y jugando con todo un proceso que nos tiene cansados, lastimados y hasta hartos de todo el dolor, tristeza y pena que nos causa cada vez que el juez nos envía nuestra cita de dolor y burla a una fecha en la que sabemos que el “imputado y su mafioso abogado” tendrán en incidentar cada vez que puedan el proceso.
Para contestar la pregunta del párrafo anterior debemos de entender las causas de este escrito el cual muchas personas que han pasado por nuestro triste sistema judicial me darán la razón, la justicia no es ver a una persona dándonos dinero porque la vida no puede ser cuantificada, ni saberla que esta recluida, es saber que estamos ante un sistema sano y que sabe impartir justicia, pero cada vez que estas personas nos evaden buscando la forma que hagamos algo mal, o cometamos un proceso erróneo para salir ganando… ¡no!… es más que una burla a la justicia que al fin y al cabo queremos conseguir, esta persona ha hecho de nosotros más que espectadores en un circo dantesco: Nuestros tribunales no nos han dado nada sólo burocracia y dolor, tenemos una persona que ya tiene dos años de muerta y la persona que lo puso en ese estado sigue riéndose de nosotros: sin posibilidad ni siquiera de ponerlo en un juicio de fondo porque siempre hace lo que le place y el sistema se lo aplaude, si comete un error siempre como un buen “James Bond” de la fantasía sale sin un rasguño legal, y nosotros si lo hacemos se nos cae el proceso entero, puedo al final de este artículo definir la palabra justicia: El término justicia viene de Iustitia, y el jurista Ulpiano la definió así: “Iustitia est constans et perpetua voluntas ius suum cuique tribuendi; "La justicia es la constante y perpetua voluntad de dar (conceder) a cada uno su derecho". Los derechos son: "honeste vivere,alterun non laedere et suum quique tribuere"... "vive honestamente, no hagas daño a nadie y da a cada uno lo suyo" No creo que pueda decir que la hemos recibido, es más nos han burlado, engañado y mofado nuestra moral el sistema no nos la ha dado, aspiro que dentro de 10 años podamos ganarle a esta persona y a su abogado tramposo y mal intencionado y el sistema se apiade de nosotros, que tan sólo queremos justicia.
En memoria a nuestro recordado Areol Martínez
Esperamos algún día encontrar JUSTICIA.
Ezequiel Méndez
@ezek71 (twitter)
http://ezequielmendez.info






Publicar un comentario