martes, mayo 17, 2011

LOS AVATARES DE LA HISTORIA: JESUS EL CRISTO

JESÚS EL CRISTO

Una persona que logró que  la historia occidental tuviera una nueva cronología, que sus palabras fueran escuchadas por siglos de diferencia, es para detenerse a pensar quién fue esa persona con esa tremenda capacidad, una sencilla persona que se conoce que trabajaba como carpintero pero con un conocimiento profundo de su religión y de su herencia lo que le fue reconocido al llamarle maestro y con ideas profundamente revolucionarias para su época, es a quien en ésta ocasión dedicaré las siguientes palabras: Jesús de Nazareth es un personaje que más por su contenido tiene un espacio privilegiado en la historia, él quien reivindicó a los marginados, quien nunca abordó la violencia como un medio para conseguir objetivos, que retomó la igualdad de género, y que promovió la igualdad social es en esencia el mensaje trascendental y su mayor herencia a la humanidad.

Jesús era sencillo y no quiso en momento alguno que se le rindiera culto, y a diferencia de personajes posteriores no nos habla de cómo conseguir poder o de conservar fuerza coercitiva, mas bien nos habla del la fuerza interior y de la bondad como principio inherente de la humanidad como un todo, no desprecia el orden establecido ni desea confrontarlo sino mas bien coexistir con él, manteniendo una postura de respeto hacia lo que el sistema te ofrece, he ahí tremenda diferencia de muchas ideas que le siguieron posteriormente, es en esencia un extraordinario ser humano porque fue un verdadero humano y supo dar a esa humanidad algo que ahora es muy escaso y es la de ser un ejemplo de amor desinteresado.

Hablemos de Jesús el líder, porque no hay duda que lo fue y pudo mediante un mensaje sencillo pero profundo hacer que personas del pueblo simpatizaran con su discurso, que además era integrador, nunca propuso el enfrentamiento y aunque criticó al clero de su tiempo fue adverso a la violencia cosa que en un primer término es de vital importancia de cara a la deformación de su mensaje a través de la historia, nos introdujo el concepto del perdón que es y seguirá siendo la columna de uno de sus principales elementos discursivos, Jesús nunca propuso la lucha frontal hacia nada sino más bien propuso de una forma sincera y mediante palabras crípticas utilizando parábolas una variedad de mensajes que hasta el día de hoy conservan vigencia. Su liderazgo es más bien de orden interior porque nos deja de una forma sencilla palabras que integran la espiritualidad con la realidad cotidiana los cuales debemos de revivir a la luz del pensamiento contemporáneo.

Jesús es el ungido para millones de personas en éste planeta porque demuestra la victoria del ser  verdadero sobre el sufrimiento, es la redención de la humanidad misma, nos demuestra que la entrega no tiene límites para el que desea aplicar la compasión sin límites, su compasión es hacia ese mundo que le es hostil y le aplica la muerte como resultado de su mensaje innovador, atacó los poderes fácticos del clero que tanto en el  ayer como ahora conservan de forma centralizada, muchos que se dicen ser seguidores de su mensaje han perdido mucha de la sencillez con la que el maestro Jesús predicó en su vida, no amasó fortunas ni hizo de su palabra un medio para buscar su mejoría individual ni grupal, buscó centralmente acrecentar el alma de las personas que estuvieran dispuestas a escucharle, y que renunciasen a su forma de ser y que mediante su mismo ejemplo adoptasen una nueva filosofía de vida, la  riqueza no es ni nunca fue algo de vital importancia en  su mensaje, al contrario criticó la filosofía de aquellos que con el dinero pierden la esencia de si mismos y caen víctimas de su deseo de eludir el bien en una sociedad que en su tiempo y aún en la actualidad es cada vez más materialista y se centra en el dinero.

La humildad es un aspecto de su esencia, Jesús es eminentemente humilde, no se afana de ser el número uno, es más les lava los pies a sus discípulos como ejemplo real de su mensaje, no pretende ser el señor sentado en un trono, ni desea ser el dirigente de un liderazgo llena de vanagloria, mas bien sirve y no permite que los egos de sus discípulos se hagan cada vez más grandes y luchen por el poder interno ni por la continuidad de una secta llena de vacuidad mundana, Jesús es el primero en ofrecer el ejemplo y eso es el verdadero liderazgo es él mismo quien se entrega con humildad aún a sabiendas de ser víctima de las injurias de un mundo que no le entiende ni le valora, su mensaje estaba muy avanzado para su momento, la humildad pura, no deja que la violencia tome el control aún en momentos llenos de dolor y sufrimiento.

Jesús el Cristo ha sido olvidado en la máquina de mercadotecnia que ahora hacen unos señores que dicen seguirle, venden su mensaje para llenar un lugar en donde las personas se despersonalicen y adopten las ideas que se les inyecta en el discurso, apelan a la culpabilidad en lugar de revisar el meollo del mensaje del maestro Jesús, se olvidan que aquel humilde y amoroso ser que no quería que su mensaje se transgiversara tanto, en donde algunos pocos se han enriquecido explotándolo como un icono de atracción de masas, en donde venden su nombre en algún producto de consumo masivo, en donde el mensaje es dejado a un lado con tal de convencer a la persona hacia un credo en particular, en donde otras se han hecho de dinero con su imagen y sus ideas, eso es en si lo peor de todo, ese mensaje lleno de bondad es olvidado con tal de convencerte para que te hagas un seguidor de alguien más que te convencerá a seguir una doctrina particular, eso es lo que ahora sabemos de esos que dicen ser seguidores de un Jesús que ha sido realmente olvidado porque otros supieron manipular su mensaje, y eso es lo que ni él mismo hubiese querido.

Su mensaje atemporal debe de servir de patrimonio a una humanidad que ha perdido el valor de la conciencia, en el que un materialismo se ha apoderado del deseo colectivo por poseer y dominar, en el cual el dinero sigue siendo el impulso de una sociedad agnóstica y atea, en el que la competencia está encima de la colaboración y la compasión social, muchos se sirven de ese deseo compasivo de la sociedad para sacar provecho político lo cual es igualmente abominable, el mensaje del maestro Jesús se podría resumir en amar sin límites cuando no exista amor para dar, que se perdone a todo aquel que abusa de otros y que sea su propia vergüenza quien le haga ver su error, que amar es posible a pesar de la maldad de muchas personas que hacen cosas llenas de rencor y violencia, que redimir significa humildad con sacrificio muy a pesar de los errores en la vida de cada quien, si estudiamos el mensaje y hacemos a un lado los prejuicios veremos que estamos ante un mensaje eterno que siempre estará ahí esperando a que lo pongas en práctica, por eso es importante porque es posible y millones de seguidores que fueron fiel al deseo del maestro seguimos sintiendo que aún es posible que el amor pueda algún día vencer sobre la tribulación del alma humana.

Ezequiel Méndez
http://ezequielmendez.info
Publicar un comentario